martes, 28 de diciembre de 2010

Primeros auxilios para el sensor.


En esta entrada voy a explicar como limpio mi sensor. Es una tarea que plantea algunos miedos a la hora de realizarla debido a la sensibilidad (valga la redundancia) de la superficie a limpiar pero ésto no debe hacer que no sea una rutina. Lejos de utilizar sistemas de limpieza comerciales (cuestión de presupuesto) he recurrido a buscar por internet maneras de hacerlo más económicas.

Antes de nada lo que hago es lavarme las manos con Fairy y secármelas con una toalla limpia, ponerme alguna prenda que nos suelte pelusa y despejar la mesa del comedor. La cocina o incluso el baño son buenos lugares para la limpieza ya que se entiende que tendrán menos polvo en el ambiente que un salón o un dormitorio pero no es necesario hacerlo en éstos.

Bien, el primer paso es eliminar el polvo perfectamente ya que las partículas que puedan quedar sobre el sensor podrían rayarlo. Para esto yo utilizo una pera, coloco la cámara con la abertura del obturador hacia abajo, acercando la pera lo más posible sin llegar a tocar nada y soplo en intervalos de unos 3 ó 4 segundos para permitir que las particulas que se desprendan caigan. En algunos tutoriales he visto que restan importancia a colocar la cámara boca abajo pero no tiene mucho sentido soplar el polvo si vamos a dejar que parte de éste se quede dentro de la cámara. El siguiente paso, después de hacer una foto con el diafragma cerrado al máximo a una superficie lisa y clara (el cielo suele ser la mejor opción aunque yo lo hago con una pared), es humedecer un bastoncillo con alcohol y, teniendo otro seco preparado, pasarlo con suavidad por el sensor repasando toda la superficie para, inmediatamente, pasar el bastoncillo seco. Así evitaremos que la evaporación del alcohol deje pequeños velos sobre la superficie del sensor. Las posibles fibras de algodón que puedan soltar los bastoncillos se retiran fácilmente con los soplidos de la pera. Una vez hecho ésto hago otra foto y la comparo con la previa a la limpieza. En caso de que haya alguna mancha toca repetir. Y así hasta que quede limpio.

He leído en muchos foros, webs y blogs que la limpieza "casera" del sensor debe de hacerse con etanol ya que es una de las sustancias más puras, alrededor del 99% pero también he leído que el mero hecho de abrirlo hace que adquiera humedad del ambiente y se rebaje al 95 ó 96% cosa que encontramos con mucha más facilidad. Después de recorrer algunas farmacias llegué a la conclusión de que lo mejor sería buscar un alcohol corriente con el menor porcentaje de aditivos posible para que no deje residuos. Suelen añadirle otros compuestos como "bitrex" para que sepa mal o perfumes. Pues eso que la composición del alcohol del Carrefour es de un 99.9% alcohol parcialmente desnaturalizado (que en muchos artículos de cosmética aparece nombrado como "alcohol denat") y un 0,1% de Cloruro de Benzalconio (que aumenta su poder antiséptico) así que por 1,20€ aproximadamente tienes un bote de 500ml con lo que tendrás de sobra para años. 

Por otra parte, por lo que he podido averiguar, conseguir etanol puro es un tanto difícil según la localidad en la que se resida ya que no es un artículo muy demandado por lo que además se suele vender en envases de litro o mayores. Otro inconveniente para conseguirlo es que es <"ironic_mode:on"> esa maravillosa sustancia con la que ese elabora la bebida espirituosa conocida por sus catadores como garrafón <"ironic_mode:off"> que no es tóxica pero si ilegal así que su venta está más controlada. 

Resumiendo: Alcohol del Carrefour 1,20€, bastoncillos del Lid'l 0,36€. Un sensor limpio no tiene precio. Es muy importante, además de eliminar a la perfección el polvo antes de nada, que a la hora de humedecer el bastoncillo con el alcohol humedecerlo y no darle de beber para la estación seca pues un exceso hará que suelte demasiado líquido al pasarlo por el sensor. Tengo entendido (no sé cuanto hay de habladuría y cuanto de cierto) que el sensor de las FullFrame es más sensible que el de las cámaras con factor de recorte así que no lo recomendaré hasta que pruebe en mis propias carnes. 

Una cosa más. La foto del alcohol y los bastoncillos la he hecho ayer con mi "light tent". Hasta la próxima.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada